¿Por qué a los australianos les gusta viajar?


“No creo que haya sólo una razón para viajar.  Cada vez que  me he quedado en posadas en otros países he reflexionado sobre esto y he analizado que la mayoría de las personas viajan para coleccionar recuerdos, como si fuera una competencia. No se interesan por la vida cotidiana de las culturas que  visitan, solamente quieren ver los templos más grandes, las tribus de indios más desconocidas, las comidas más exóticas. Esa es una manera de viajar que  a mí me parece como visitar un zoológico, donde los animales más populares son los animales más diferentes y espectaculares. La razón por la cual yo he viajado por el mundo durante los últimos años no es primero para visitar lugares o para cazar un sueño, sino más bien para escapar de una pesadilla y para huir de lo inquieto que me siento si estoy en el mismo lugar demasiado tiempo”.


Comencé un nuevo semestre haciendo clases de español y una de las actividades que mis estudiantes realizaron fue reflexionar y escribir acerca de las razones de por qué les gusta viajar. Así es, la pregunta no fue si les gustaba viajar o no, sino que las razones y motivaciones de esta actividad. Las respuestas de los estudiantes, más de 40 composiciones, me hizo a mí también reflexionar.   ¿Por qué a los australianos les gusta viajar?

Australia históricamente es un país de viajeros, de patiperros diríamos en mi país, así es que no es extraño que un jóven de 18 años ya haya estado o vivido en varios países del mundo.  Los australianos sienten una especie de obligación moral por viajar a Europa, y especialmente al Reino Unido y estar en contacto con parte de su herencia. Es así, como un viaje  escolar típico al final de la secundaria era viajar por Europa por tres semanas en un bus en los populares Contiki tours.  Hoy en día, los australianos con más dólares en las manos y una apertura a nuevas culturas, no sólo viajan a Europa, sino que a recónditos lugares del planeta. El sur este asiático, y el Asia pacífico son destinos  muy comunes para los australianos, quienes toman vacaciones y recorren las playas, selvas y demases. Además de Asia,   Latinoamérica se ha convertido  en un destino atractivo para los australianos, especialmente para jóvenes que quieren experimentar ritmos más allá de la zumba y descubrir a latinoamericanos con ponchos y sobreros de paja.

Así es, los jóvenes australianos con unos cuantos dólares en los bolsillos cada vez más se las empluman a las Américas en búsqueda de un poco de sazón. Pero volviendo a la pregunta de origen ¿Por qué a los australianos les gusta viajar? Las respuestas de mis alumnos australianos podrían ser clasificadas en dos grupos: por un lado, aquellos a quienes les gusta viajar  en la búsqueda de aventuras y emociones fuertes;  Y por otro lado, a los que buscan apreciar y conocer otras gentes y culturas. Y ¿qué es lo interesante de estas respuestas? Lo que más me llamó la atención fue la dificultad que tuvieron los estudiantes de elaborar respuestas a la pregunta. Muchos comenzaron refiriéndose a la dificultad de expresar las razones de por qué les gustaba viajar más allá de los lugares comunes que todos podemos evocar. y otros también se refirieron al hecho de que las razones son obvias, pero complejas a la vez.    Entonces, aquí cabe preguntarse, si viajar de una u otra manera no se ha convertido en una acción inherente a este grupo de australianos y que automáticamente se da por hecho que es algo positivo y valedero de realizar. Las razones personales son casi inexistentes, y más bien existe un discurso colectivo y parejo de las ventajas de viajar. No existe un cuestionamiento a viajar a como un bien de consumo, o como una moda, o como voyerismo.

Entonces, es viajar  inherentemente bueno y cualquiera sea la razón que motiva a hacer esta actividad es irrelevante frente a la experiencia misma de viajar?.

Aquí les dejo este video que cuestiona viajar en la era de la globalización.
About these ads

About Malba Barahona

Educational researcher, language educator. PhD from Australian National University. Passionate bushwalker and mountain lover. I procrastinate reading fiction, hiking, doing yoga, riding, having a beer and more recently decolonizing my existence. I write in English and Spanish in different blogs especially with the purpose of encouraging my students to write.

3 comments

  1. Malba Barahona

    First, somewhat in defence of those students*, I suggest that regular
    travellers from any country would have trouble saying exactly why they
    travel. More than that, it’s not an easy task to explain the reasons
    why we do any particular leisure activity. Why do we go hiking? Why do
    we like to hang out with friends? Why do we like watching movies?
    Because it’s fun? Why is it fun? Takes a bit of thought, which I won’t
    try here. But yes, I agree that some people who go travelling should
    think more about why they do it.

    For why Australians in particular travel so much, I can offer another
    reason that is sometimes given. Because we are a young nation, it is
    said (I’m not sure exactly how much I agree) that we are quite
    insecure about our own identity. We are forever seeking to define what
    it is to be Australian, and comparing ourselves and our country to
    other countries. And it’s easiest to compare when you actually go
    visit those countries.

    For me, personally, holidays now should centre around an activity. I’m
    a very activity-oriented person. I don’t like to go somewhere just to
    “get to know a city” or “experience a way of life”, or to collect
    museums or cities off a list. I go somewhere to do something. Usually
    this means a hike, but more recently also to go swing dancing. If
    along the way I “get to know a city” or “experience a country” that’s
    great, but not the primary goal. Why I like hiking and dancing… is I
    think a question for another e-mail.

  2. Muy interesante y también es la verdad, estoy de acuerdo. Como un australiano en Chile, alguien que ha viajado antes, no sé como respondería frente a esas preguntas salvo que he madurado bastante a través del proceso de viajar solo, a mi cuenta. Sobre eso de la identidad ‘australiana’ tampoco sé lo que es…algo que cuando se compara a las Fiestas Patrias en Chile, significa cada vez menos.
    I do travel to a place for the place! Among other things. Walk the streets, eat the food and, through couchsurfing, meet the people. Crashing at a hostel was a sobering experience. While sometimes fun the prevailing mentality is “let’s ‘do’ the city” – the very museum hopping, sourvenir collecting before they dash to the next postcard destination that you were talking about.

    Very interesting to read about your findings and conclusions.

    • Thanks for this comment Rowan. In June I was traveling around Bolivia and Peru and it made me reflect a lot about sustainable tourism. How can we have a balance between cultures exchange and cultures preservation?

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

Follow

Get every new post delivered to your Inbox.

Join 525 other followers

%d bloggers like this: